Jueves, 21/6/2018 | 12:21 UTC+0

CRISIS EN LA COMISIÓN DE ÉTICA

 

Foto: Diario El Comercio

“No es una Comisión de Ética, es una comisión de lineamiento político“, declaró Maritza García

El pasado miércoles el congresista de Fuerza Popular, Juan Carlos Gonzáles, renunció a su cargo a la presidencia de la Comisión de Ética, este sería el segundo en dimitir al cargo, el primero fue el congresista Segundo Tapia. Los cuestionamientos que viene atravesando la Comisión se dan al conocer a sus integrantes, en su mayoría fujimoristas, y por la decisión de archivar muchas de las denuncias sin empezar las investigaciones del caso.

Una de las decisiones más polémicas fue en diciembre del 2017, al decidir no investigar a los congresistas fujimoristas Héctor Becerril, Luz Salgado y Rosa Bartra que intervinieron en el allanamiento fiscal de los locales del partido Fuerza Popular. La última decisión tomada por dicha entidad fue archivar la denuncia en contra de la congresista Yesenia Ponce, quien fue acusada de pagar s/ 10 mil a exdirector del colegio para obtener certificado de estudios.

Para la congresista Maritza García, quien también fue investigada, la Comisión de ética es un instrumento del fujimorismo, “lo que sucede es que recibe órdenes, los votos que se emiten en la Comisión de Ética no son votos a conciencia, son votos direccionados desde la parte de arriba, la jefatura, por eso considero que Juan Carlos Gonzáles ha renunciado.

En declaraciones, el congresista Edmundo del Águila propuso que la comisión sea integrada por un legislador de cada bancada a fin de obtener objetividad en las investigaciones y decisiones que se tomen. Todo lo contrario, fue la posición del congresista De Belaunde, quien considera que la comisión lo presidan personas ajenas al parlamento.

“Esa sería la reestructuración más saludable, para que se aplique el reglamento de la comisión como corresponde.” Indicó Maritza García, en referencia a la propuesta del congresista del Águila.

Por su parte, el partido del gobierno, Peruanos por el Kambio, ha solicitado que entre en debate el proyecto que logra cambiar con la estructura que viene ejecutándose, dicho proyecto plantea que la comisión cuente con cinco miembros: un ex titular del congreso, un profesor de Derecho, un ex congresista, dos ciudadanos, cada uno elegido por la Defensoría del Pueblo y el Acuerdo Nacional.

Escribe: Steffi Díaz Espinoza

Comenta esta noticia

No publicaremos tu correo. Ingresar los campos marcados con ( Obligatorio )

*